Quejas de las Empresas Automotrices por controles de Moreno

La decisión de la Secretaría de Comercio de demorar la nacionalización de decenas de miles de autos y camiones retenidos en la Aduana de Zárate repercutirá con fuerza en la estadística de exportación de mayo la industria automotriz, un renglón que ya había caído casi 20% en lo que va del año sólo por la menor demanda de vehículos argentinos desde Brasil.
Si bien una parte sustancial de las exportaciones de vehículos producidos en el país llega a Brasil en camiones, cada barco lleva de una sola vez entre 2.000 y 3.000 unidades, que va descargando en las terminales de Porto Alegre, San Pablo y Río de Janeiro. La totalidad de las exportaciones automotrices argentinas (a su vez, la principal exportación de manufacturas de origen industrial) fue de poco más de 30.000 unidades en abril.
“Sin la ayuda de Moreno, las exportaciones ya habían caído 27% en abril y 19% en todo el cuatrimestre. Ahora, además de que nos demoraron semanas enteras el ingreso de vehículos importados, también se nos complicaron los tiempos con las exportaciones”, dijo el directivo de una de las empresas más afectadas por las decisiones del secretario de Comercio Interior.
Moreno y su número dos, la secretaria de Comercio Exterior, Beatriz Paglieri, venían pisando las importaciones de vehículos mediante la demora en la aprobación de las Licencias no Automáticas y las Declaraciones Juradas Anticipadas.
Hacia principios de mes, se acumulaban 30.000 unidades sin despacho de Aduana entre la Terminal Zárate (17.000 unidades) y otros siete barcos que no pudieron descargar su mercadería. Recién entonces, desde la oficina de Moreno los trámites aduaneros comenzaron a fluir: la semana pasada unos 10.000 vehículos fueron despachados hacia las concesionarias.
A la vez, cuando se comenzó a liberar la bodega de los barcos, varias terminales comenzaron a despachar con retraso sus exportaciones hacia los puertos de Porto Alegre, San Pablo y Río de Janeiro. Brasil es el destino de 80% de las exportaciones argentinas de vehículos (a su vez, las terminales exportan casi 60% de todo lo que producen).
La exportación de vehículos viene en baja. Durante el primer cuatrimestre del año fueron embarcadas 119.000 unidades, 19% menos que 142.000 de igual período del año anterior. En ese sentido, Brasil acaba de dar una señal muy bien recibida en las terminales locales: el gobierno de Dilma Rousseff bajó el IPI para los autos (similar al IVA local), medida que incluye una caída de 5,5 puntos porcentuales sobre el precio de venta de los vehículos de origen argentino.

FUENTE: IECO.CLARIN.COM 28/05/2012

Escrito por

Federación de Cámaras del Comercio Automotor de la República Argentina
Related Posts

Comentarios cerrados.

Deja una respuesta

quieres unirte a la discusión?
¡Siéntete libre de contribuir!