Peugeot reorganiza su operación por el escaso acceso a dólares

Desde que en 2014 «desaparecieron» los dólares para la industria, las empresas que tenían en el mercado importador parte de su estrategia de marca tuvieron que apelar al ingenio y la inventiva para poder hacerse de los billetes necesarios para poder seguir operando.
Este es el caso de Peugeot de Argentina, una compañía que busca estar en «lo más alto» de las marcas generalistas y que parte de esa estrategia estaba sustentada en la importación de unidades.
«Seguimos adelante con nuestros pilares de marca que nos convirtieron en la automotriz más deseada por los argentinos, para este año estaremos presentando en el Salón del Automóvil las evoluciones de los modelos 308 y 408; y para el 2016 tenemos preparado el lanzamiento del 2008. La coyuntura nos hizo retrasar un poco este lanzamiento», explicó el flamante director de comunicaciones de Peugeot Argentina, Sebastián Sicardi.
Consultado por El Cronista sobre a este último punto, el director general de la marca, Gabriel Cordo Miranda, explicó que «para importar se requiere de dólares y estamos en un contexto de divisas administradas que nunca es suficiente para lo que todo el sector necesita. Nosotros decidimos resguardar nuestros productos –los modelos 308 y 408 son fabricados en la planta que la marca tiene en El Palomar– y esperar para no lanzar el 2008 con pocas unidades».
Desde la empresa ratifican lo dicho la semana pasada a este diario por el presidente de Renault Argentina respecto a que desde que se incrementó el monto a u$s 150 millones semanales para el sector, el Gobierno cumple con el pago.
Pero en este ‘reordenamiento’ al que hace referencia Cordo Miranda, y en el que vienen trabajando la mayoría de las automotrices, Peugeot, y todas las marcas que conforman el grupo PSA Peugeot–Citroen, presenta la particularidad que tiene una presencia muy débil en el mercado brasileño, el principal comprador de autos argentinos.
«Durante el 2015 vamos a exportar una cantidad de unidades que es muy significativa para nosotros a mercados como Colombia, Perú y Ecuador. Pero, además, estamos realizando una sustitución de importaciones», dijo el ejecutivo en un encuentro con periodistas.
Pero el dato más llamativo, y el más innovador, de la estrategia adoptada por la marca francesa es quizás que la marca argentina se convirtió en un exportador de piezas para el mercado de reposición europeo.
«En Europa hay un parque automotor muy grande de unidades en donde nosotros podemos trabajar en esa línea que hasta ahora no hacíamos, que es estar en el sector de piezas para los usados», dijo Cordo Miranda.
Pero el gran problema que enfrenta en este cambio hacia un sector exportador es que ahora, como le sucede a todas las compañías del sector, le tiene que «robar» las plazas a otra filial de Peugeot. Pero Miranda se siente confiado y, por ahora, parece tener con qué ya que asegura que «si hay una competencia en los bienes de capital, competimos y ganamos».

FUENTE: CRONISTA.COM 14/05/2015

Escrito por

Federación de Cámaras del Comercio Automotor de la República Argentina

Comentarios cerrados.

Deja una respuesta

quieres unirte a la discusión?
¡Siéntete libre de contribuir!