Nuevo Clase E: emociones premium

Cada vez que nos ponemos al volante de un auto premium nos sorprendemos con las nuevas tecnologías, especialmente las desarrolladas para asistir al conductor y mejorar la seguridad en la marcha. Manejar el nuevo Clase E de Mercedes-Benz no es la excepción.
Presentado a la prensa internacional a fines del año último, la nueva berlina grande de la casa de la estrella ya se vende en la Argentina, en su versión E 350 Avantgarde Sport.
En verdad no se trata de una generación distinta a la presentada en 2009, sino de una renovación profunda, exterior e interior, con una familia de motores mejorados y una importante incorporación de tecnologías de asistencia a la conducción.
Lo primero que sorprende es el frente, que ahora luce mucho más deportivo con una parrilla que se lanza hacia adelante con la estrella en el medio, flanqueada por ópticas rasgadas que incorporan la luz de giro, adoptando así las líneas de diseño que marcan la identidad de los últimos modelos de la marca, y que recuerdan a las que ya vimos en el Clase A.
Como dijimos en algún momento, la calidad de los modelos de Mercedes-Benz nunca estuvo en discusión como tampoco las innovaciones en confort y seguridad, pero sí, en los últimos años, la firma había preferido mantener una estética demasiado conservadora, la que se hacía muy evidente frente a sus rivales de segmento, como el BMW Serie 5 o el Audi A6.
Esa deuda está saldada, y se nota en las últimas presentaciones de la estrella que han decidido dar batalla también en la imagen y arremeter con diseños mucho más modernos. A eso hay que sumarle el enorme arsenal de dispositivos que equipan al modelo que se vende en nuestro país.
Para hacer referencia a algunos de ellos hay que mencionar el sistema Pre-Safe, con pretensionadores de cinturón para conductor y acompañante en caso de posibilidad de colisión; el Attention Assist, que puede advertir al conductor cuando detecta síntomas de cansancio y falta de atención e informarle sobre su estado y la duración del viaje; las luces de ruta automáticas Plus permiten conducir siempre con las luces encendidas, ya que evitan el deslumbramiento de los demás conductores, y la ayuda activa para estacionar de forma automática.
Otros elementos destacados de seguridad son los sistemas de control de estabilidad y tracción, frenos ABS con asistencias en caso de emergencia; siete airbags, apoyacabezas activos para conductor y acompañante que reducen las posibilidades de lesiones cervicales, y anclajes Isofix para las butacas infantiles.
En términos de confort, el Clase E ofrece asientos delanteros con regulación eléctrica y calefaccionados, climatizador automático trizona, navegación satelital con pantalla color de 7 pulgadas, techo corredizo y espejos laterales calefaccionados.
Potencia eficiente
Otro de los puntos fuertes del nuevo Mercedes es el motor, que tiene un funcionamiento muy eficiente. Se trata de un V6 BlueDIRECT que incluye inyectores de acción rápida y múltiple, encendido rápido por chispas múltiples, turbocompresor, levas de admisión y de escape variables. El motor tiene una potencia máxima de 306 CV, acoplados a una caja automática de 7 marchas. El conjunto motor transmisión es una de las claves para un comportamiento dinámico y ágil.
Una vez en el interior es fácil alcanzar una excelente posición de manejo gracias a las múltiples regulaciones de la butaca y de la columna de dirección.
Obviamente, todo el interior es perfecto y refinado, con un volante multifunción de tres rayos.
Una vez en marcha, el Clase E no decepciona. Claramente es una berlina de grandes proporciones, y tiene un desarrollo de chasis y suspensiones que busca armonizar entre confort y deportividad.
El motor entrega su empuje de manera suave, sin vibraciones, y es sumamente silencioso. Tanto en ruta como en ciudad, el auto se muestra extremadamente aplomado, siempre con una enorme sensación de seguridad.
Durante la presentación internacional pudimos conducirlo por ciudad, rutas, autopistas y circuitos, donde también pudimos poner a prueba algunos de los sistemas de seguridad. La asistencia a la dirección es eficiente y también contribuye al confort de marcha y a la seguridad.
El flamante Clase E 350 es en definitiva un auto que sabe combinar como pocos la elegancia con la deportividad, un auto pensado tanto para los pasajeros traseros como para quien se pone al volante. Sus puntos fuertes son la seguridad, la potencia y un confort de marcha sobresaliente. Y, como se dijo, un diseño que marca un paso adelante en el estilo de los nuevos modelos de la marca de la estrella.
250 km/h
La velocidad está limitada electrónicamente. El control de estabilidad se puede desconectar, pero de todos modos se mantiene activo y entra en acción si es necesario

FUENTE: LANACION.COM 28/09/2013

Escrito por

Federación de Cámaras del Comercio Automotor de la República Argentina

Comentarios cerrados.

Deja una respuesta

quieres unirte a la discusión?
¡Siéntete libre de contribuir!