Los modelos que ya preparan las automotrices

Para las automotrices, el 2014 está prácticamente jugado. Con una expectativa de ventas totales de 680.000 autos, la industria hoy se contenta con cerrar el año con una caída del 30% respecto del récord alcanzado en 2013.
Sin embargo, lo que más preocupa a las marcas que operan en el país hoy pasa por el futuro de la actividad.
Sucede que, al diagramar los próximos pasos, las compañías saben que deberán lidiar con varios problemas. Como el de la escasez de dólares, que ya obligó a muchas marcas a tener que suspender importaciones de modelos clave.
O el flagelo de la inflación, que terminó empujando el precio de algunas versiones por encima del nivel a partir del cual comienza a regir el impuesto a los 0Km, lo que termina disparando el valor de venta.
Estas dos incertidumbres generan que hoy sea muy difícil garantizar los lanzamientos que se planificaron para 2015. De hecho, ya hubo algunas marcas que, ante el contexto, prefirieron posponer las novedades recién para 2016.
«Si en enero hay modificaciones en la política económica y sabemos que vamos a tener más dólares, podríamos confirmar un lanzamiento para el segundo semestre del año que viene. Pero como no hay mucha claridad, entonces ya estamos pensando en pasar todos los proyectos para 2016», confirmó un alto directivo de una marca importada en el Salón de San Pablo.

Las novedades ya confirmados
Las marcas masivas son las que más confirmaciones tienen para 2015, aunque lejos están de la catarata de lanzamientos con que habían irrumpido en el mercado hasta el año pasado.
Entre las principales novedades en los portfolios se destacan:
Chevrolet
El plan de la marca es tener en los próximos meses en los concesionarios una nueva versión de la pick up S10.
El modelo se presentó en el Salón de San Pablo y suma algunos detalles que la diferencian de la tope de gama, convirtiéndose en la más equipada
Sumar confort a este tipo de vehículos es una estrategia que están utilizando las automotrices, con el fin de captar a los clientes que, por el impuestazo, se les dificulta acceder a una 4×4.
Además, en el primer trimestre del 2015 llegará Spin Activ. Se trata de la versión «aventurera» del Spin, con detalles que modifican un vehículo originalmente pensado netamente para la familia, por sus siete asientos.
Por el momento, la marca no ha dado más confirmaciones, si bien se especula con la llegada al país de la nueva S10 High Country. Sin embargo, primero sería lanzada en Brasil, donde fue presentada como un concept.
Volkswagen
La marca alemana está cerrando un 2014 muy activo con seis novedades en Fox, Suran y Saveiro junto a las versiones Cross. Además, logró un impacto importante con la llegada del Up!, al que luego sumó el nuevo Beetle y la Amarok Dark Label.

Para 2015 hay dos confirmaciones. Por un lado, el Vento, que llegará en enero. Según explicó Martín Sorrondegui, gerente de Marketing de Volkswagen Argentina, se decidió extender la gama para contar con más modelos por fuera del impacto del impuesto interno.
«Extendimos la gama con más versiones de entrada, como el Advance y Advance Pack Summer, con precios más acomodados sin perder el look y el buen posicionamiento del producto. Solo cambia la motorización, no así el confort y la seguridad», comentó Sorrondegui.

Los modelos llegarán tendrán motor de 2.5L y 2.0L.

El siguiente modelo confirmado es el Golf, muy esperado en la Argentina. Importado desde México, este vehículo estará disponible en el primer trimestre de 2015 y contará con motores de 1.6, 1.4 y 2L.
Un dato importante es que la marca pretende ofrecer algunas de las versiones del Golf sin el recargo del impuesto, algo que, por el valor de este modelo, podría ocurrir en el caso del 1.6 y del 1.4.
«Si en 2015 se llegara a elevar el impuesto interno, esto ayudaría mucho al mercado», comentó Sorrondegui.

También en el primer semestre del año llegaría la versión automática del Up!. Para la marca, los resultados del más pequeño están siendo alentadores, ya que se vende a un ritmo de 1.000 unidades mensuales, cifra que supera las 700 originalmente estimadas.

«Al principio teníamos cierto temor por cómo se adaptarían los clientes a un auto con características diferentes, como es el motor de 1.000 cm3, pero lo entendieron y lo recomiendan», comentó Sorrondegui.

Renault
La marca del Rombo es una de las más afectadas por la política cambiaria del Gobierno. Por falta de dólares, muchos modelos dejaron de importarse y recién en 2015 volverían al mercado.

En este contexto, guardaron dos novedades para el último bimestre de 2014: una es la versión Dynamique del Clio Mio, con algunos detalles estéticos que posicionan al modelo en el tope de la gama.

La otra corresponde al restyling del Fluence, el sedán que ocupa el tope de gama de Renault, ya que el Latitude fue discontinuado el año pasado.
El modelo adoptó la nueva imagen de marca, que cambia especialmente en el diseño frontal (ver foto).
Para 2015, las únicas confirmaciones, por el momento, son los nuevos Sandero y Sandero Stepway, para mitad de año.
Si bien desde la marca aseguraron que es «casi un hecho» el arribo de estos modelos, está claro que dependerá de cómo se vaya desenvolviendo la economía en los próximos meses y de cuántos dólares le habilite el Gobierno a la compañía.
Fiat
El año próximo será el turno de la renovación del Fiat Uno. El popular modelo, que ya pasó por varios restylings, llegará con un nuevo retoque. Será lo más importante para la marca.
Cabe recordar que la automotriz tuvo en 2014 varias renovaciones de productos, entre ellas el Línea. Además, presentaron el 500L. Además, fue un año en el cual la marca atravesó un proceso de cambios y fusiones para conformar FCA junto a las marcas Chrysler, Jeep, Dodge y Ram.

Peugeot
La marca del León tendrá dos novedades en 2015: el restyling del 408 y el 308, dos de los modelos más vendidos de la automotriz y que son producidos en el país.

Por ahora no hay otras confirmaciones. Una de las principales apuestas será también el desembarco en el Dakar, con el 2008. El evento que arranca en enero es un buen escenario para mostrar las aptitudes del vehículo del segmento SUV compacto.

Hyundai
La coreana no se da por vencida. Con sus ventas afectadas por el impuesto interno y la devaluación, que provocaron una caída en los patentamientos de 65%, tiene que apostar a los modelos más económicos.
En este contexto, planifica la llegada del Grand i10 y el i20, tal como confirmó Ernesto Cavicchioli, vicepresidente de la marca. También está casi confirmado el lanzamiento del iX35, un SUV chico (ver imagen).
Otro de los proyectos es en el segmento comercial, donde se presentará el H350. La marca está bien posicionada entre los utilitarios livianos con el H1, y ahora va por más con un vehículo más «rústico».

Nissan
En 2014 la marca japonesa renovó dos modelos importantes: el March y el Sentra, logrando crecer casi 2% en un mercado que caerá 30% a fin de año.
Los resultados alientan a la compañía, que iniciará el año próximo la comercialización del nuevo Versa, además de planificar una importante novedad que será la llegada de la renovada pick up Frontier.
Con estos planes se prepara para seguir ganando posicionamiento en momentos en que la crisis golpea especialmente a las automotrices importadas.

Jeep y Honda
Estas dos marcas también apuntan a ser protagonistas en 2015 con los lanzamientos de dos productos para el segmento de los SUV compactos.
En el caso de Jeep, durante la segunda mitad del año próximo presentará el Renegade, un todoterreno que se fabrica en Brasil y que significa el desembarco de la compañía americana en una categoría en la que hasta ahora estuvo ausente.
Utilizando la trayectoria en el mundo 4×4, la marca confía en ganar una mayor participación de mercado y correr un poco a los modelos líderes: Ford Ecosport, Chevrolet Tracker y Renault Duster.
En el caso de Honda, la marca anunció que fabricará en la Argentina un nuevo SUV compacto, para competir en el mismo segmento.
Se llamará HR-V y se venderá a partir de mediados de 2015. En su primera etapa de comercialización, únicamente contará con tracción 4×2.
Ford
La marca del óvalo estará concentrada en temas de seguridad, por lo cual presentará nuevos sistemas que ya se prueban en otros mercados.
En cuanto a la ampliación del portfolio de modelos, Sebastián Trotta, gerente de comunicaciones de la marca, dijo que no se esperan lanzamientos para 2015. El único rumor, que no fue confirmado, es que podría llegar el restyling del Focus.
La marca ya había avanzado con un recambio sus principales productos en 2013, tal como sucedió con el Fiesta, Kuga y Focus; mientras que este año fue el turno de los utilitarios Transit y F4000.
Los grandes olvidados y los postergados
En este 2014 plagado de dificultades, algunos modelos figuraron entre los más esperados por sus fieles compradores. Se trata de autos con mucha historia y peso para diferentes marcas. Sin embargo, por los problemas cambiarios, quedaron para más adelante.
Un caso fue el Volkswagen Golf que, como se señaló, pasó a ser confirmado para 2015. Es un auto con más de 40 años y que, en su séptima generación, ha sido totalmente rediseñado.
Otro de los modelos que mantuvo expectantes a muchos poenciales compradores fue el Renault Clio IV. El modelo fabricado en Francia iba a llegar este año, pero la situación del mercado hizo imposible el desembarco. A diferencia del nuevo Golf, no está en carpeta para 2015.

Lo mismo sucederá con el Peugeot 2008, el SUV chico de la marca del león.
Durante el Salón de San Pablo, el director de Comunicaciones, Pablo Sánchez Liste, aseguró que su desembarco recién tendrá lugar en 2016.
En lo que respecta a Ford, otro lanzamiento que «no pudo ser» es el del nuevo Mondeo, llamado Fusion en otros mercados.
Los «discontinuados»
En un mercado plagado de problemas, los argentinos vieron cómo ciertos modelos o versiones, directamente fueron «borrados» del abanico de opciones de algunas marcas, principalmente por causas externas, como subas de precios o falta de stock.
Tal es el caso de las versiones tope de gama de Toyota Corolla y Citroên C4 Lounge dado que, por sus valores elevados, habían pasado a estar alcanzadas por el impuestazo.
También se vio afectada la continuidad de modelos como Citroên C4 Picasso y Grand Picasso, o Renault Latitude.
El hecho de contar con menos novedades y en un contexto de caída del poder adquisitivo en términos reales, hace prever un nuevo descenso en el nivel de ventas para el año próximo.
Cabe destacar que, para este 2014, la caída proyectada en el nivel de patentamientos, del orden del 30%, que en un principio era considerada «alarmante», se entiende hoy como un resultado relativamente optimista, teniendo en cuenta que se compara con un período récord de 955.000 unidades como fue 2013.
Así, este año cerraría con unos 680.000 vehículos comercializados. En tanto que, para 2015, directivos de las principales automotrices, como Jorge Portugal, vicepresidente de VW; o Isela Costantini, número uno de GM, esperan llegar a los 630.000 autos vendidos, es decir, unas 50.000 unidades menos.
FUENTE: IPROFESIONAL.COM 22/11/2014

Escrito por

Federación de Cámaras del Comercio Automotor de la República Argentina

Comentarios cerrados.

Deja una respuesta

quieres unirte a la discusión?
¡Siéntete libre de contribuir!